domingo, 27 de marzo de 2011

Ojós

     Seguramente será un pueblo que se jacte de su escasa población, es el municipio de menos habitantes de toda la región de Murcia, no en vano, desconocido para muchos, es un sitio de ensueño para excursionistas foráneos.

     De pequeñas y sinuosas calles colmadas de macetas particulares que a tienen a bien apoyar con la vistosidad de sus plantas la elegancia del lugar.

     Lugareños amables a toda pregunta responden aparantemente sorprendidos quién sabe si por la inenarrable curiosidad de los que vemos el encanto en los parajes más recónditos.

     Es un localidad donde se escucha el río, y el ruido del agua -sea dulce o salada- siempre es un lujo: se viva donde se viva.

     ¡Hasta pronto, Ojós!

No hay comentarios: